DOLOR EN EL CODO DERECHO, MIRA A TU HÍGADO

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

DOLOR EN EL HOMBRO DERECHO MIRA A TU HÍGADO

A menudo nos aparece un dolor articular o muscular de forma espontánea que perdura en el tiempo, que no asociamos a ninguna situación concreta más que al igual una mala postura, un mal gesto, exceso de tensión, etc. Esta dolencia que cada vez es más molesta nos obliga incluso a la automedicación, a visitar el médico o el fisioterapeuta, a pesar de sus intentos este problema remite primeramente pero al poco tiempo vuelve a hacerse presente.

¿QUÉ RELACIÓN TIENE EL CODO CON EL HÍGADO?

Hasta el momento hemos tratado de solucionar el problema desde un punto de vista mecánico, postural o sintomático y seguramente su origen no sea tal.

¿DÓNDE SE REFLEJA EL HÍGADO?

Antes de entrar en detalle, déjame que te comente lo siguiente; toda víscera está conectada a nivel nervioso con un espacio de piel, un segmento de la médula espinal y de la columna vertebral y con unos grupos muculares.

Ahora sí, una alteración en el hígado, que le genere una inflamación primeramente repercutirá en:

4ª-7ª Vértebra torácica:
Alterará su anatomía incluso generando en algunas personas "un torso plano", a nivel de la piel será una zona más sensible, con quizás algunas zonas enrojecidas o con la piel que se ve diferente a la de su alrededor. Este cambio anatómico en la curvatura dorsal afectará a la estabilidad de las cervicales bajas y un dolor sordo pero intenso sobre la punta de la escápula derecha.

SÍ, CLARO ¿Y QUÉ MÁS?

Por estraño que parezca hay más, y es que la inestabilidad cervical provocará un exceso de tensión muscular encima del hombro derecho, las típicas contracturas en el trapecio, es muy probable que de mantenerse mucho en el tiempo genere dolor muy intenso sobre la base del occipital derecho y/o cefaleas en el lado derecho de la cabeza que puede focalizar una gran presión sobre el ojo derecho.

MUY BIEN, ¿Y EL CODO?

Toda esta larga serie de reflejos que hemos visto hasta el momento del hígado inflamado la observamos en el brazo en dos puntos, el primero en problemas de tendinitis en el hombro, lo cual es obvio, si tenemos toda la musculatura que afecta a la articulación escapulo-humeral alterada. Y en segundo lugar en lo que conocemos como el codo del tenista o epicondilitis, problemática que viene derivada del mismo desequilibrio muscular comentado.

Como vemos hemos ido desgranando los distintos reflejos del hígado hasta llegar al síntoma que nos ocupaba y que nos ha llevado al médico, al fisioterapeuta o a los antiinflamatorios, quizás el enfoque para evitarlo deba ser complementado para evitar que reaparezca.

OTROS SÍNTOMAS QUE PROBABLEMENTE TENDRÁS:

El ajo, cebolla y pimientos te repiten, te dan reflujo estomacal o hinchazón de la barriga. O quizás ya sin encontrar ninguna relación no los comes.
Sensación de acidez estomacal, quizás notas que al poco tiempo de comer necesitas volver a comer porque sientes ardor y/o dolor en la boca del estómago.
Digestiones pesadas, es probable que tus digestiones sean lentas, que te cueste que la comida pase del estómago al intestino y una vez llega allí notes un sensación de hinchazón, gases que no puedes sacar, etc.
Las comidas grasientas no te sientan bien, notas que algo pasa en tu tracto digestivo cuando comes este tipo de comidas.
Enrojeces mucho al realizar actividad física.

¿CÓMO PUEDO SOLUCIONARLO?

Como ya he avanzado antes debemos enfocar el tratamiento en complementar el tratamiento sintomático con una mejora en la función del hígado, con el objetivo que desaparezca esa inflamación y esos reflejos a nivel musculo-esquelético.

Alimentación:

- Come alimentos: Evitar los productos alimentarios extremadamente procesados cargados de conservantes químicos, edulcorantes, sal, etc. y de poco valor nutricional.

- Evita grandes picos de insulina: Controlar la ingesta de cereales refinados, bollería, repostería, dulces, que aportan CH de rápida absorción y por tanto un gran pico de insulina. Otro aspecto a controlar también sería la ingesta de lácteos que estimulan la función de la insulina.

- Favorece el freno de la inflamación: Aumenta la ingesta de pescado azul y reduce la de carne roja. Ambos son fuente de proteínas pero la diferencia principal es que la carne roja aporta una gran cantidad de ácido araquidónico, un omega 6 que es el principal inductor de la cascada inflamatoria para inducir la reparación. En cambio, el pescado azul es un gran aportador de omega 3, EPA i DHA, que son los encargados de producir las substancias antiinflamatorias y que regenerarán el tejido.

- Mejora de la función digestiva: Los apartados comentados hasta este punto ayudarán mucho a mejorar la función digestiva, potenciarás sus efectos si a todo esto le añades una mayor ingesta de verduras y hortalizas, frutos secos, frutas del bosque (cargadas de antioxidantes), y comes almidón resistente (tubérculos, arroz o legumbres enfriados) que ayudan a reparar la mucosa intestinal.

Actividad física:

Cualquier modalidad de entrenamiento ayuda a mejorar la sensibilidad a la insulina y a optimizar las distintas vías energéticas, ahora bien, es recomendable realizar ejercicio combinado de resistencia aeróbica de intensidad media junto con ejercicio de fuerza para lograr mejores beneficios.

Ejercicios de relajación:

Las emociones afectan directamente en la función visceral y viceversa, realizar ejercicios de relajación – meditación influirán en nuestras emociones y como consecuencia en la función visceral. Resulta evidente que practicar ejercicios que influyan en frenar la amígdala (en este artículo hablo más sobre este tema), que controlen la respiración, que sirvan para detenernos por unos instantes, para no pensar en nada y desconectar nos serán de gran ayuda.

 

BIBLIOGRAFÍA:

. Navarro X. "Physiology of the autonomic nervous system "REV NEUROL 2002; 35 (6): 553-562
. Bisschop PH, Fliers E, Kalsbeek A. "Autonomic regulation of hepatic glucose production." Compr Physiol. 2015 Jan;5(1):147-65. doi: 10.1002/cphy.c140009.
. MJ Kenney and CK Ganta. "Autonomic Nervous System and Immune System Interactions" Compr Physiol. 2014 Jul; 4(3): 1177–1200. doi: 10.1002/cphy.c130051
. Karemaker JM. "An introduction into autonomic nervous function." Physiol Meas. 2017 May;38(5):R89-R118. doi: 10.1088/1361-6579/aa6782
. Jänig W. "Sympathetic nervous system and inflammation: a conceptual view." Auton Neurosci. 2014 May;182:4-14. doi: 10.1016/j.autneu.2014.01.004
. Uchida S, Kagitani F, Sato-Suzuki I. "Somatoautonomic reflexes in acupuncture therapy: A review." Auton Neurosci. 2017 Mar;203:1-8. doi: 10.1016/j.autneu.2016.11.001
. Quigley KS, Barrett LF. "Is there consistency and specificity of autonomic changes during emotional episodes? Guidance from the Conceptual Act Theory and psychophysiology." Biol Psychol. 2014 Apr;98:82-94. doi: 10.1016/j.biopsycho.2013.12.013
. John Jairo Hernández y Carlos Moreno Benavides. "Medicina del dolor". Bogotá: Centro editorial universitario del rosario, 2005
. P. Quiroz, G. Grzib, P. Conde. "Bases neurofisiológicas de la enterocepción" Rev. De Psicol. Gral y aplic., 2000, 53 (1), 109-126
. Zhu, Jihe (2017) "Acupuncture treatment for tennis elbow." International Journal of Current Advanced Research, 6 (6). pp. 4158-4159.
. Hamidreza Shemshaki, Sayed Mohammad Amin Nourian, Golnaz Shemshaki, Mahboobeh Fereidan-Esfahani. "Corticosteroid and Injuries: A Review of Human and Experimental Studies" Life Science Journal 2013;10(8s)
. A. Farasyn1 y A. Cuesta-Vargas2 "El dolor muscular referido es primariamente de origen periférico: la teoría de "barrera-presa" Rev. Soc. Esp. Dolor vol.20 no.6 Madrid nov./dic. 2013 http://dx.doi.org/10.4321/S1134-80462013000600004
. Giamberardino MA, Affaitati G, Lerza R, Lapenna D, Costantini R, Vecchiet L. "Relationship between pain symptoms and referred sensory and trophic changes in patients with gallbladder pathology." Pain. 2005 Mar;114(1-2):239-49. Epub 2005 Jan 26.
. Marillia Cabriotti, a Annunziata Scirocco, a Maria Antonietta Meselli, b and Carola Severia. "The gut-brain axis: interactions between enteric microbiota, central and enteric nervous system". Ann Gastroenterol. 2015 Apr-Jun; 28(2): 203-209.
. Aaron Lerner 1,2,* , Sandra Neidhöfer 2 and Torsten Matthias 2."The Gut Microbiome Feelings of the Brain: A Perspective for Non-Microbiologists" Microorganisms. 2017 Dec; 5(4); 66. doi: 10.3390/microorganisms5040066
. John R. Kelly1,2, Paul J. Kennedy1, John F. Cryan1,3, Timothy G. Dinan1,2, Gerard Clarke1,2* and Niall P. Hyland1,4 "Breaking down the barriers: the gut microbiome, intestinal permeability and stress-related psychiatric disorders" Front. Cell. Neurosci., 14 October 2015 doi: 10.3389/fncel.2015.00392
. N. Fernando Carrasco1, F. José Eduardo Galgani2, J. Marcela Reyes3 "Síndrome de resistencia a la insulina. estudio y manejo" REV. MED. CLIN. CONDES - 2013; 24(5) 827-837. DOI: 10.1016/S0716-8640(13)70230-X
. DiMenna FJ1,2, Arad AD1 "Exercise as 'precision medicine' for insulin resistance and its progression to type 2 diabetes: a research review" BMC Sports Sci Med Rehabil. 2018 Nov 23;10:21. doi: 10.1186/s13102-018-0110-8.
. Grace A, Chan E, Giallauria F, Graham PL, Smart NA"Clinical outcomes and glycaemic responses to different aerobic exercise training intensities in type II diabetes: a systematic review and meta-analysis" Cardiovasc Diabetol. 2017 Mar 14;16(1):37. doi: 10.1186/s12933-017-0518-6
. Mauricio KrauseEmail, Josianne Rodrigues-Krause, Ciara O'Hagan, Paul Medlow,Gareth Davison, Davide Susta,Colin Boreham, Philip Newsholme, Mark O'Donnell, Colin Murphy, Giuseppe De Vito "The effects of aerobic exercise training at two different intensities in obesity and type 2 diabetes: implications for oxidative stress, low-grade inflammation and nitric oxide production" Eur J Appl Physiol. 2014 Feb;114(2):251-60. DOI: 10.1007/s00421-013-2769-6
. Ishiguro H, Kodama S, Horikawa C, Fujihara K, Hirose AS, Hirasawa R, Yachi Y, Ohara N, Shimano H, Hanyu O1, Sone H "In Search of the Ideal Resistance Training Program to Improve Glycemic Control and its Indication for Patients with Type 2 Diabetes Mellitus: A Systematic Review and Meta-Analysis" Sports Med. 2016 Jan;46(1):67-77. doi: 10.1007/s40279-015-0379-7
. Junquera, R. "Disfunciones víscero-emocionales y su repercusión en el sistema músculo-esquelético." Letras de autor
. Junquera, R. "El estrés y tu dolor en la espalda. Otras alteraciones emocionales." Letras de autor
. Bousquet, L. "Las cadenas musculares." Paidotribo

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

You have no rights to post comments

MÒDUL LA TIENDA

LO MÁS POPULAR EN ACTIVIDAD FÍSICA Y DEPORTE

 

ENTRENAMIENTO EN HIPOPRESIVOS

Módul pàgina principal

 

Etiqueta Dolor lumbar

 

Mito de abdominales