Imprimir
Visto: 3168

legumbres

Cada vez el consumo de judías, garbanzos, guisantes, habas, lentejas,etc. es menor debido al gusto y preferecnias de la población que en muchas ocasiones no les gusta o les provoca problemas de digestión, en cambio, son un alimento de muy bajo coste y con un gran aporte nutricional y muy beneficioso para la salud.

Gran aporte de nutrientes:

Las legumbres son una fuente muy importante de carbohidratos, en gran parte almidón y en menor medida azúcares solubles que tienen el problema que acabarán siendo el alimento de los microorganismos anaeróbicos en el tracto intestinal produciendo gases y por lo tanto flatulencias. A parte también de un aporte interesante de fibra que ayuda a una buena digestión, evita el estreñimiento y problemas asociados como las hemorroides.

Una parte menor pero muy importante de proteinas estructurales, de reserva y funcionales, son de poco valor biológico pero combinándolas con cereales como el arroz hace que el aporte proteico sea similar al de la carne.

Son importantes también la cantidad de vitaminas del grupo B (ver su importancia aquí), como la niacina y la riboflavina, contienen vitaminas C pero se pierden en el proceso de manipulación. En cuanto a minerales son muy importantes las cantidades de calcio, de difícil absorción. El hierro que para mejorar su absorción es mejor tomarlas con alimentos que contengan vitamina C como el tomate fresco, frutas cítricas o su jugo.

Cada legumbre aporta unas cantidades distintas de estos nutrientes así podemos clasificarlas en tres grupos distintos, proteaginosas porque tienen un mayor contenidos de proteínas como los guisantes, las lentejas y las habas. Otro grupo son las amiláceas caracterizadas por su gran aporte de almidón como los garbanzos y alubias. Por último, el grupo de las oleaginosas ya que contienen un porcentaje de grasas superior como la soja o el cacahuete.

Está demostrado que tienen efectos muy beneficiosos para aquellas personas con diabetes debido a que los carbohidratos que presentan son de lenta absorción (índice glucémico bajo) aumentando muy poco el nivel de glucosa en sangre. Finalmente, ayudan a prevenir problemas cardiovasculares limpiando las arterias de colesterol malo.